… Y Paul tenía razón


¿Quién puede conseguir que Zapatero gaste bromas sobre la Alemania de Merkel? ¿Quién lograría que opinara igual que Rajoy? ¿Quién conseguiría que la ministra Espinosa planee un plan especial de veda? ¿Quién arranca de Miguel Sebastián la petición de declaración de héroe nacional? ¿Quién congrega a decenas de expectantes medios de comunicación y una veintena de cadenas televisivas? ¿Quién ha conseguido 47.000 seguidores en Facebook en menos de una semana? Sólo hay una respuesta: el pulpo Paul.

El cefalópodo más famoso de todos los tiempos se ha coronado tan campeón del Mundial como España acertando todos los pronósticos e igualando o superando la popularidad de los futbolistas. Los responsables del acuario Sea Life de Oberhausen deben estar que no caben en sí de gozo porque Paul ha acertado una tras otra las predicciones de los partidos sin cortarse un pelo -o una ventosa- a la hora de tener que profetizar la derrota de sus anfitriones ante Serbia, primero, y la selección española, después, jugándose su ración diaria. Así es Paul: certero, infalible y fiel a la verdad hasta sus últimas consecuencias.

Los alemanes no le creían cuando eligió la urna hispana, como si de una Casandra con tentáculos se tratara, quizá porque Paul es británico de nacimiento o porque en la Eurocopa erró por primera y única vez. Pero entonces era un jovencito sin experiencia y ahora, en cambio, está en plena y veterana ancianidad (los pulpos viven unos tres años). El caso es que así, para los germanos la decepción fue más grande. Como la de los 3.000 alienados argentinos que pidieron su muerte por anunciar la eliminación de su equipo, como si fuera el bicho el que metió los goles o el que diseñó -mejor perpetró- la táctica en vez de Maradona.

Nunca he estado en Alemania ni tengo idea de dónde cae Oberhausen pero a lo mejor este verano me acerco para contemplar de cerca al oráculo del siglo XXI. Y mientras, a documentarse en su página web.

Foto: quien.com

Tweet about this on Twitter0Share on Facebook0Share on Google+0Share on LinkedIn0Share on StumbleUpon0Pin on Pinterest0Buffer this page

Te puede interesar